Cómo sentirte Empoderada

La Postura de Wonder Woman es una aliada de nuestro bienestar


Ante situaciones que nos hacen sentir inseguras, desconfiadas o miedosas, tendemos a encoger los hombros, mirar hacia abajo y volvernos rígidas.

Estas circunstancias generan hormonas que favorecen el tan temido estrés.

Por el contrario, cuando te sentís segura y confiada, todo tu cuerpo se mueve con comodidad y sentís que todo fluye y hasta te sentís más flexible.


Quiere decir que:

Si estás deprimida, tú cuerpo adopta posturas retraídas o rígidas:

· persona acurrucada con las piernas dobladas tocando el pecho

· los brazos recogidos

· la cabeza baja

· los hombros encogidos

· pasos pequeños


  • Si estás alegre, tus posturas son expansivas:

· abrimos las extremidades

· sacamos pecho

· cabeza erguida.

· Pasos firmes


Partiendo de esta base podemos decir que: el estado de ánimo influye en nuestra postura y ¡viceversa!: la acción influye en el estado de ánimo.

¡Esto último es fantástico! ¡A aprovecharlo!

Ahora bien, ¿Cómo podemos sacarle provecho a nuestra postura, Y así mejorar nuestra energía vital, nuestro estado de ánimo, mejorar nuestra autoestima, reducir el estrés e inclusive bajar la ansiedad?

Los beneficios son muchos y son muy fáciles de poner en práctica. ¿cómo…?

La respuesta es: Realizando las llamadas “Posturas de Poder”

Lo importante es:

repetirlas, porque así vas fortaleciendo tu autoestima, toman solo 2 minutos para que logres penetrar tu cerebro con una sensación de seguridad, bienestar y renovada energía.


¿Cuáles son esas posturas de poder?


MUJER MARAVILLA - Se trata de la clásica pose de la famosa heroína WONDER WOMAN:


  1. · Pararse erguida y recta

  2. · Llevar las manos a la cintura

  3. · Hundir la barriga

  4. · Sentir la energía en el centro del cuerpo

  5. · Mantener por 2 minutos

  6. · Registrarte: fuerte y poderosa



HEAR ME ROAR: Sacar la leona que hay en tu interior


  1. · Pararse frente a una mesa con las manos apoyadas

  2. · Inclinarse hacia adelante, como si estuvieras defendiendo a tus crías de un depredador.

  3. · Mira fijamente hacia adelante por dos minutos.

  4. · Mantener por 2 minutos

  5. · Registrarte empoderada: “Nadie puede contigo”.



CAMPEONA: Has ganado una carrera en las olimpiadas.


  1. · Pararte derecha

  2. · Sentir firme los pies en el suelo

  3. · Levantar los brazos al cielo

  4. · Sacar el pecho con orgullo

  5. · Mantener por 2 minutos

  6. · Registrarte como triunfadora: “Esos aplausos son tuyos”


INMUTABLE: Yo soy fuerte y sana

  1. · Pararte recta contra la pared

  2. · Imaginar que estás pegada a ella.

  3. · Deslizarte hacia abajo sin despegar la espalda, de tal manera que tus piernas se doblen 45 grados.

  4. · Mantener esa postura 2 minutos

  5. · Registrar la fuerza de tu espalda y abdomen



¿Cuándo realizarlos?

  • Al levantarte o acostarte, como parte de tu rutina diaria.

  • Convertirlos en un hábito y no solamente cuando la situación lo amerite.

  • De esta forma, conectarás la sensación de fortaleza con el cerebro y quedará grabada.

Al inicio quizás resulte extraño intentarlo, pero después sentirás mucha seguridad y lo utilizarás siempre.

Ahora es tu turno de sentirte poderosa, segura y decidida!!

¡ a practicar!




5 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo